Pagos judiciales, adiós a la burocracia con la nueva plataforma de pagos de la Abogacía Española

En este post descubrirás cómo ahorrarte los engorrosos trámites burocráticos cuando tu o tus clientes tienen que hacer pagos judiciales.

¿Qué son pagos judiciales?

El Ministerio de justicia define los pagos judiciales o consignaciones como:

  • Aquéllas que se realizan en ejecución voluntaria o forzosa de títulos que lleven aparejada ejecución.
  • Las que se realicen con finalidad liberatoria por el obligado al pago de una cantidad, o en otros supuestos legalmente establecidos.

¿Quién puede hacer pagos judiciales?

  • Los ciudadanos que, siendo parte de un procedimiento judicial, deban abonar fianzas (por ejemplo, para eludir la prisión o asegurar determinado tipo de responsabilidades), realizar depósitos (para poder recurrir las resoluciones judiciales) o pagar multas impuestas por las autoridades judiciales.
  • Cualquier ciudadano que, aun no siendo parte en un proceso judicial, quiera realizar determinados actos con relevancia procesal, como es participar en una subasta judicial.
  • El empresario en el supuesto de despido improcedente, cuando opte por la indemnización en lugar de readmitir al trabajador despedido, y al objeto de poner a disposición de éste la indemnización.
  • Aquellas personas que adeudan una cantidad a otra, ante la negativa de ésta a recibir el pago.
  • Aquellas personas o entidades que reciban una orden de embargo o, en su caso, de retención y posterior puesta a disposición por orden de un órgano judicial.
  • En general, cualquier persona que reciba una comunicación judicial de poner a disposición del órgano judicial una determinada cantidad.

¿Cómo se realiza un pago judicial?

Los pagos judiciales a través de la cuenta de consignaciones del Ministerio de Justicia pueden realizarse de las siguientes formas:

Personalmente en las Oficinas del Banco Santander

El obligado al pago judicial podrá personarse en las oficinas de la entidad bancaria y realizar este en efectivo o mediante cheque.

Si es en efectivo, tendrá que acudir a ventanilla del Banco de Santander con el dinero. Hasta hace algún tiempo, había que rellenar un formulario rosa con todos los datos de la consignación, actualmente, el empleado de la sucursal rellena los datos en el ordenador y, posteriormente le facilita el recibo del ingreso. Acudir personalmente a la entidad bancaria supone para el obligado al pago asumir los costes tanto de tiempo como de desplazamientos.

En el caso del ingreso mediante cheque este deberá estar conformado o tratarse de un cheque bancario. Irá dirigido, bien al Juzgado, bien a la entidad bancaria, en este caso, el Banco Santander, asumiendo el pagador las posibles comisiones que le cobrará su banco por la emisión de dicho cheque.

Mediante Transferencia Bancaria

Este es el punto más conflictivo ya que las cuentas de consignación tienen la particularidad de sus 16 dígitos en lugar de 20, por lo que no se puede hacer una transferencia directamente a la cuenta del expediente del Juzgado. Esta circunstancia se salva con una cuenta única en España con la numeración tradicional de 20 dígitos, cuya función es recibir las transferencias dirigidas a las Cuentas de Depósito y Consignaciones.

Como es cuenta única hay que tener en cuenta un requisito de gran trascendencia en el momento de hacer la transferencia: consignar en el campo “observaciones” el número de cuenta de 16 dígitos del expediente. Además, los dígitos tendrán que ir separados de cualquier otro texto que incluyamos en el campo de observaciones.

Si no se consignan estos dieciséis dígitos o se escriben erróneamente, la transferencia será repelida por imposibilidad de identificación del expediente judicial y será devuelta a origen.

La cuenta de origen de la transferencia puede ser cualquier entidad bancaria, si bien ha de tenerse en cuenta que si se realiza desde una cuenta distinta al Santander el banco puede cobrar comisiones por realizarla.

Pagoscertificados.com la alternativa a la cuenta de consignaciones para realizar pagos judiciales

El Consejo General de la Abogacía junto con CTI Soluciones y Caixabank, con la certificación y firma electrónica de Logalty ha desarrollado una plataforma que permite a los ciudadanos realizar algunos de los pagos judiciales de los que hasta ahora se venían realizando a través de la cuenta de consignaciones judiciales como por ejemplo el pago de las cantidades fijadas en Sentencia de una forma ágil, cómoda y sin desplazamientos evitando los trámites burocráticos tanto de los pagos como de los cobros judiciales.

¿Qué ventajas ofrece el uso de Pagoscertificados.com como alternativa a la cuenta de consignaciones judiciales para realizar pagos de las cantidades objeto de condena?

1º Permite el pago y cobro de forma inmediata.

Evita desplazamientos: El obligado al pago no deberá personarse en la entidad bancaria a fin de realizar el pago, evitando gastos de tiempo y de desplazamientos.

Evita la burocracia de la transferencia a la cuenta de consignaciones solventando que, si no se consignan los dieciséis dígitos o se escriben erróneamente, la transferencia sea repelida por imposibilidad de identificación del expediente judicial y sea devuelta a origen.

¿Cuánto puede tardar en liberarse la cantidad consignada a través de Pagoscertificados.com?

Loa pagos judiciales realizados a través de pagoscertifcados.com tardan en ser liberados un máximo de 72 horas.

Alternativa a los pagos judiciales a través de Pagoscertificados.com
Flujo acuerdos de pagos judiciales o extrajudiciales a través de Pagoscertificados.com

¿Qué sucede si el consignatario no acepta el cobro judicial?

La cantidad consignada es devuelta de forma inmediata al consignante por medio de transferencia bancaria, sin esperas. Sin necesidad de que el Letrado de la Administración de Justicia tenga que librar el mandamiento de devolución.

La próxima vez que tengas que realizar un pago judicial o extrajudicial vinculándolo a un documento o contrato recuerda que puedes hacerlo con la máxima seguridad a través de la plataforma de contratación y pagos de la Abogacía Española en la web www.pagoscertificados.com o a través del portal de servicios RedAbogacia.

Comparte en

¿Cómo agilizar los cobros judiciales?

En este post descubrirás el método que ofrece el Consejo General de la Abogacía Española a través de su portal de servicios para agilizar los cobros judiciales, de forma online, sin desplazamientos ni comisiones bancarias.

¿Qué son los cobros judiciales?

Denominamos cobro judicial aquel que recibimos a través de la cuenta de consignaciones judiciales del Ministerio de Justicia ordenados por un órgano judicial.

¿Cuánto dura un proceso de cobro judicial?

Uno de los motivos que mayor insatisfacción causa a clientes y abogados que obtienen una sentencia favorable de condena a pago de una cantidad o que alcanzan de forma satisfactoria un acuerdo judicial de pago es el retraso de los cobros judiciales.

La media de tiempo que tardan en ser liberadas las cantidades consignadas en la cuenta de consignaciones del juzgado en pago de la cantidad condenada o acordada es de tres meses, durante los cuales su beneficiario o beneficiarios no pueden acceder a los fondos. Este retraso se debe, en parte, a la necesaria intervención del Letrado de la Administración de Justicia, que suele estar desbordado de trabajo y por ello no puede tratar estos asuntos con más prioridad.

¿Cómo funciona el cobro judicial a través de la cuenta de consignaciones y qué problemas plantea?

Además del problema de los largos procesos de consignación judicial, los cobros judiciales plantean otros problemas, para entenderlos hemos de recordar el funcionamiento de los cobros a través de la cuenta de consignaciones del juzgado:

Los cobros en las cuentas de consignación los autoriza el Letrado de la Administración de Justicia.  Hay dos formas para el reintegro de las cantidades consignadas en la cuenta de consignaciones judiciales para el pago de las cantidades fijadas en una resolución judicial.

Dichas formas de reintegro reguladas en el artículo 12 del Real Decreto 467/2006, de 21 de abril, por el que se regulan los depósitos y consignaciones judiciales son dos: La transferencia bancaria o, la entrega de un mandamiento de pago.

Transferencia Bancaria

Siempre que el Letrado de la Administración de Justicia disponga del número de cuenta del beneficiario del dinero, o de su procurador, si está facultado para el cobro de cantidades, podrá transferir las cantidades que correspondan.

Uno de los principales inconvenientes u obstáculos que se viene alegando para no utilizar la transferencia como principal forma de abono judicial es la obligación de que el número de cuenta bancaria conste obligatoriamente en el expediente judicial al señalar el artículo 12.4 del Real Decreto lo siguiente:

“…siendo necesario que conste suficientemente en el expediente judicial el número de código de cuenta cliente o número internacional de cuenta bancaria (IBAN) y la titularidad de la misma, que habrá de incluir en todo caso a la persona o entidad que deba percibir la cantidad, la cual deberá ser informada del carácter público, en general, de las actuaciones judiciales y de que el número facilitado por ella para este fin queda incorporado en el expediente judicial.”

Esa obligación puede afectar a la privacidad del interesado, e incluso a la protección de datos sensibles de carácter personal, lo que desincentiva facilitar el número de cuenta bancaria sobre todo en sede de procedimientos penales.

Mandamiento de Pago

Recordemos, que el mandamiento de pago es un documento expedido por el Letrado de la Administración de Justicia, donde se “manda” a la entidad bancaria al pago de la cantidad consignada en el documento al beneficiario de éste.

El mandamiento se puede cobrar en ventanilla, de cualquier oficina del Banco Santander en efectivo. En el caso de los clientes del banco, pueden ingresar la cantidad en su cuenta abierta con la entidad.

En cualquier caso, el cobro por medio de mandamiento requiere la presencia por parte del beneficiario de éste, que deberá asumir los costes de tiempo y gastos de desplazamiento.

El beneficiario también podrá ingresarlo en otra entidad de la que sea cliente, pero en tal caso tendrá que soportar las comisiones bancarias.

Además, si el beneficiario del mandamiento es una persona jurídica, tendrá que acreditar la representación de ésta para poder cobrarlo.

Pagoscertificados.com, La alternativa efectiva e inmediata a la cuenta de consignaciones para los cobros judiciales

Pagoscertificados.com es una plataforma tecnológica creada por el Consejo General de la Abogacía en colaboración con CaixaBank, permite vincular una resolución favorable de condena de cantidad con la transferencia realizada por el condenado en pago de ésta, liberando las cantidades consignadas a través de la plataforma de una forma inmediata, suponiendo una alternativa a la cuenta de consignaciones del Juzgado y evitando desplazamientos y costes de comisiones bancarias.

Puedes conocer el funcionamiento de la plataforma de pagos de la Abogacía haciendo clic aquí.

¿Qué ventajas ofrece el uso de Pagoscertificados.com como alternativa a la cuenta de consignaciones para los cobros judiciales?

El uso de Pagoscertificados.com ofrece numerosas ventajas y beneficios frente al tradicional mandamiento de pago, que enumero en los siguientes puntos:

1º Se agiliza notablemente el cobro de las cantidades por su beneficiario, pues gracias a la integración de la plataforma con CaixaBank, la cantidad se recibirá normalmente en la cuenta de destino en un máximo de dos días hábiles desde que se curse la orden de pago por el obligado al mismo, sin necesidad de soportar los retrasos ocasionados por la carga de trabajo del Letrado de la Administración de Justicia que deba realizar la transferencia o librar el mandamiento de pago, ya que puede pasar un tiempo considerable hasta que llegue al beneficiario y éste pueda presentarlo al cobro. 

Con Pagoscertificados.com se “automatiza” el proceso de pago, evitando así cualquier intermediación que únicamente tiende a retrasarlo.

2º Se evita la posible caducidad de los mandamientos expedidos, que actualmente está fijada en el transcurso del plazo de 3 meses desde su expedición conforme establece el artículo 12.2 del Real Decreto, en cuya virtud:

“2. Los mandamientos deberán ser presentados al cobro en un plazo de tres meses a contar desde el día siguiente a la fecha de emisión de éstos, no excluyéndose los días inhábiles, pero si el día del vencimiento lo fuere, se entenderá que el mandamiento vence el primer día hábil siguiente, siendo frecuente en la práctica los casos en que es necesario reexpedir varias veces un mismo mandamiento hasta que se hace efectivo por el interesado, sobre todo cuando su importe es reducido. Y también que se alegue el extravío o pérdida del mandamiento en cuestión.”

3º Se consigue un ahorro en los gastos derivados de la gestión y tramitación del mandamiento de pago, tales como correo para su remisión al interesado, traslados, desplazamiento hasta la entidad bancaria para su cobro, etc. Tratándose de una actividad que en ningún caso podrá incluirse en la tasación de costas al ser una actuación facultativa (243.2 LEC).

Se puede designar la cuenta de otros beneficiarios para recibir los pagos, por ejemplo, abogado director de la causa, procurador, gestoría o cualquier otro análogo.

5º Gracias a la asociación que realiza la plataforma entre el pago y el acuerdo digital previo quedará clara la vinculación del pago con el expediente de referencia.

¿Cuánto tardan en liberarse los pagos a través de Pagoscertificados.com?

Las cantidades tardan en ser liberadas un máximo de 72 horas en el peor de los casos.

Alternativa a los cobros judiciales a través de Pagoscertificados.com
Flujo acuerdos de cobros judiciales o extrajudiciales a través de Pagoscertificados.com

¿Qué sucede si el consignatario no acepta el pago?

La cantidad consignada es devuelta inmediatamente al pagador por medio de transferencia bancaria, sin esperas. Sin necesidad de que el Letrado de la Administración de Justicia tenga que librar el mandamiento de devolución.

Se trata de una herramienta potencian el protagonismo de los profesionales jurídicos y la importancia de su labor para agilizar el tiempo que se tarda en cobrar después de la sentencia.

Este es solo uno de los muchos usos que tiene la herramienta, puedes conocer más haciendo click aquí.

Comparte en